viernes, 1 de septiembre de 2006

Asociación de ideas

Es curioso cómo nuestra mente es capaz de asociar colores, canciones, olores,... a momentos concretos de nuestra vida. Un ejemplo que todos hemos vivido es la colonia, hay olores que nos recuerdan a personas muy concretas. "Agua de rosas" me evocará siempre a la prisa de las mañanas de clase en el instituto, peinándome mientras mi madre se arreglaba en el mismo cuarto de baño.

¿Por qué me pongo ahora a hablar de estas cosas tan metafísicas en vez de ponerme a programar? Pues estaba yo escuchando mi música "tranqui de programar" (una selección de canciones ni rápidas ni lentas que me sé de memoria y que, al tararearlas mientras busco la inspiración, me ayudan a concentrarme) cuando le he dado a una combinación rara de teclas a la vez y ha empezado a sonar Dream Theater.

He cerrado los ojos y he recordado... sábanas verdes, el caos de ropa amontonada en el sillón de enfrente, una silla que intentaba tirarme cada vez que me sentaba, una guitarra, palabras que no entendía por mucho que las oyera perfectamente, gente entrando y saliendo, ciudades con río...

Sin darme cuenta, he incorporado una nueva asociación... todo gracias a la insistencia de un "pescao" de culturizarme musicalmente. Gracias por todo ;)

Escuchando: Dream Theater - Six Degrees of Inner Turbulence

4 comentarios:

Auron dijo...

Jo, ahora no recuerdo ninguna asociación de color / música /olor con el pasado, y menos a recuerdos de hace más de 5 años, q son para más recordar :(

Lo único q recuerdo ahora es cuando me ponía las OST del FF para estudiar, que como es música sin voz (de hecho son los ambientes del videojuego) pues no me distraía, pq si hay voz me pongo a cantar y la mente va a lo que va xD

Alfonso dijo...

Hombre, los DT xD. ¿No eran según tú aquellos "infumables" de canciones inacabables y que "incitaban al suicidio"? (O eso me dijiste cuando te dejé la discografía...). Bueno, como bien dicen, rectificar es de sabios xDDDD.

A mi "Erotomania" me recuerda a las tan largas noches de teoría de Algoritmos... Podré haber escuchado esa canción unas 30 veces seguidas (sin exagerar).

antemil dijo...

La memoria del ser humano funciona al fin y al cabo por asociaciones, y la música no se libra de ello.

A Alfonso, si 30 veces seguidas te parecen muchas, es porque no me conoces XD Supongo que mi récord (así a ojo) podría decirse que ha sido oír un fragmento de diez segundos durante un día completo, de las 9 de la mañana a las 10 de la noche. Quitando pausas para comer y demás menesteres, cuenta segundos que han pasado y calcula el número de veces que ha sonado... Fuera de casos puntuales, sólo diré que mi reproductor favorito sigue siendo el XMMS por su opción llamada «No playlist advance», que me permite oír una canción durante día y medio sin tener que borrar el resto de la lista por reproducción. Es más, suelo tenerla casi siempre activada.

Athenea dijo...

Hay que ver lo que hace el aburrimiento para ponerte hablar de olores ... en fin, me ha recordado a un anuncio de compresas. Y yo aquí hartándome de hacer ejercicios de contabilidad, que hasta sueño con ellos! Por cierto, escribo desde la Torre Picasso. :D. Nos vemos el sábado. No faltes.